Luna de Diciembre


Ciento Veinte Latidos
(poema de Maurico Feller)
Ciento veinte latidos más de impaciencia
por tu mirada tan libre de muerte casual
por los dioses de la ternura y su único mandamiento
por nuestros cuerpos con ingreso prohibido a la eternidad
Ciento veinte latidos más de impaciencia
cuando cada beso es pretexto para otro beso
cuando el tiempo no termina al acabarse
cuando todas las cuentas se hacen regresivas